Feugiat nulla facilisis at vero eros et curt accumsan et iusto odio dignissim qui blandit praesent luptatum zzril.
+ (123) 1800-453-1546
info@example.com

Related Posts

Pide tu cita online
Contacta
971 767 522 607 833 629
Lunes - Jueves: 9:00 - 20:00 Viernes: 9:00 - 17:00
udemax@udemax.com urgencias@udemax.com

¿Realmente sabes lavarte los dientes?

Cepillarse los dientes es la forma de mantener las caries a raya, las encías sanas y de disfrutar de un aliento fresco. Una rutina aparentemente sencilla, integrada en el día a día de la mayoría, que también tiene su técnica y que no siempre se hace bien.

Lo más importante es seguir siempre el mismo esquema. Tener una rutina en la que se cepillen absolutamente todos los dientes, así como los tejidos blandos, incluida la lengua, y el espacio interdental.

Existen varias técnicas a la hora de cepillarse los dientes, la más recomendada es la llamada Técnica De Bass Modificada: El cepillo debe colocarse en un ángulo de 45 grados en la unión del diente y la encía. El objetivo es que los filamentos limpien el surco gingival –el espacio de unión entre el diente y la encía- que es donde más se acumula la placa bacteriana.

Con el cepillo bien situado se realizan movimientos rotatorios de adelante hacia atrás en todos los dientes. Un ritual que debe durar al menos dos minutos.

¿El cepillado más importante? Sin duda el último del día. Por la noche apenas hay producción de saliva, el ph de nuestra boca baja y se incrementa notablemente el riesgo de padecer caries.

 

COSA DE NIÑOS

Crear un buen hábito de higiene dental en los más pequeños es imprescindible. Se debe empezar desde el primer diente para que se acostumbren a esa rutina y se les debe supervisar hasta los ocho años.

Cuando son bebés se les cepillará sin dentífrico hasta que se genere el reflejo de escupir, después debe utilizarse una pasta apropiada para ellos con la proporción de flúor adecuada.

Ninos dientes 1

 

1.¿ELÉCTRICO O MANUAL?

Si se utiliza con buena técnica el cepillo convencional es suficiente. Se recomienda que sea de cabezal pequeño, de cerdas sintéticas y con una dureza media.

2.EL DENTÍFRICO

Debe contener una cantidad apropiada de flúor. Con una pequeña cantidad es suficiente.

3.UNA BUENA TÉCNICA

La mayoría de odontólogos recomiendan cepillarse siguiendo la Técnica De Bass Modificada. Se coloca el cepillo en un ángulo de 45 grados en la unión entre el diente y la encía, la zona en la que más se acumula la placa.

4.CRÓNOMETRO EN MANO

El cepillado se realiza con un movimiento de vibración antero-posterior. Para terminar de limpiar la zona se hace un barrido hacia abajo (para la parte superior)o hacia arriba (para la inferior). Al menos debe durar 2 minutos.

5.LA LENGUA, LA GRAN OLVIDADA

Durante el cepillado hay que prestar atención a los tejidos blandos de la boca como la lengua. Existen herramientas limpiadoras específicas pero un movimiento de arrastre con el propio cepillo es suficiente.

6.SÍ A LA SEDA DENTAL

Se recomienda utilizarla una vez al día ya que hay zonas a las que es muy complicado llegar con el cepillo. Si se tiene mucho espacio entre los dientes se aconseja utilizar un cepillo interdental o un irrigador bucal.

7.SI LE SANGRAN LAS ENCÍAS

Una encía sana no sangra. La seda debe deslizarse entre los dientes con movimientos sutiles que no lesionen la encía.

8. PARA PEREZOSOS

Si no tiene una buena técnica de cepillado confíe en los cepillos eléctricos con movimiento rotatorio oscilante. Limítese a apoyar el cabezal sobre el diente y avance por toda la boca. No se olvide de la lengua.

9.NADA DE DULCES

Los alimentos pegajosos y azucarados son los principales aliados de la placa.

10. ¿Cuándo CAMBIAR EL CEPILLO?

El cepillo debe sustituirse  a los tres meses o cuando los filamentos hayan empezado a abrirse. La forma correcta de cogerlo es como se haría con un bolígrafo, así se regula la presión y se protegen las encías.

11. NINGÚN CAPRICHO ANTES DE DORMIR

 Picar algo justo antes de irse a la cama es altamente perjudicial para el esmalte y es una costumbre muy habitual. La ausencia de salivación durante el sueño deja los dientes especialmente vulnerables a las bacterias. 

Cepillado dientes